¿Prueba de esfuerzo? Asegura tus pedaladas

Inicio/¿Prueba de esfuerzo? Asegura tus pedaladas

¿Prueba de esfuerzo? Asegura tus pedaladas

Marta Tello 13 Jun 2016

¿Por qué hacerme una prueba de esfuerzo si llevo años pedaleando y me encuentro bien? Con el avance de la tecnología, hoy en día tenemos a nuestra disposición aparatos que nos controlan el ritmo caríaco y que incluso nos indican en la zona de trabajo respecto a nuestro VO2max. Pero no es suficiente para llevar un control de tu estado físico.

¿Has seguido tu planificación al pie de la letra y sigues sin mejorar?

Muchos os habréis hecho esta pregunta en algún momento o incluso habréis afirmado…cuando voy en grupo ¡siempre voy con el “gancho” puesto! y no consigo mejorar… La respuesta no es que habéis llegado a vuestro máximo rendimiento sino que vuestro entrenamiento no es adecuado o vuestro estado de salud no está al 100%. La prueba de esfuerzo te ayudará a detectar esos problemas o dar la información necesaria para que adquieres un mayor rendimiento. Es imprescindible realizarla al principio de la temporada para hacer un trabajo adecuado y proporcionado. Debemos conocer nuestro umbral y conocer desde donde partimos para conseguir nuestros objetivos con éxito.                                                                                                                                

¿En qué consiste la prueba?

Generalmente antes de una prueba de esfuerzo suelen realizar un estudio antropométrico pero ¿Qué es esto? Nada más y nada menos que determinar el índice de masa corporal (IMC) mediante la medición de pliegues corporales. De esta manera se establece un control de la dieta y se estipulan los valores óptimos de grasa y masa muscular.

A continuación, pasamos a la prueba o test que se realiza en un cicloergómetro. Este está conectado a un ordenador o varias pantallas que indicarán los vatios de potencia que aplicas en cada pedalada, el consumo de oxígeno, rítmo cardíaco… Una vez te ponen la máscara de control de gases empieza la prueba con 140 watios aproximadamente. Cada 3 minutos se va incrementando en 35 watios de potencia y debemos mantener una cadencia constante entre 80-90 rpm. En cuanto dejas de pedalear a ese ritmo se para la prueba y es porque has llegado a tu límite.

¿Y después de la prueba?¿Cómo interpreto mis datos?

Aquí está la cuestión. Empiezas a leer una nomenclatura que es imposible de descifrar, hablan de VO2max relativo, Umbral anaeróbico… Lo mejor es que escojas un entrenador profesional que sea capaz de explicarte los resultados y además hacerte una planificación acorde a ellos. Los datos más relevantes serán:

  • Consumo de oxígeno (VO2) en ml/kg/min o en l/min
  • Frecuencia cardiaca (FC) en pul/min y TA
  • Potencia (Pot) en watios (W)
  • Concentración de lactato (Lact) en sangre en mmol/l
  • Producción de dióxido de carbono (VCO2) en l/min
  • Cociente respiratorio (RER) entre el VO2 y el VCO2
  • Pulso de oxígeno (VO2/FC) en ml/lat
  • Ventilación pulmonar (VE)
  • Ritmo Respiratorio (RR) en rep/min

Si tus datos no son tan buenos como esperabas, es hora de ponerse manos a la obra. Si no aparece ninguna patología, es cuestión de realizar una buena planificación y una dieta acorde a tu estado físico. Ponte en manos de profesionales y sigue sus indicaciones paso a paso. ¡Tendrás buenos resultados!

prueba-de-esfuerzo,-asguera-tus-pedaladas

Pero ¿Cómo podría darles una interpretación sin necesidad de recurrir a un profesional?

Si por alguna razón no puedes acudir a un profesional y necesitas una interpretación de ellos, a continuación trataré de definir algunos términos para que te ayuden en la lectura de los mismos.  Por un lado tenemos el umbral anaeróbico, es aquel que nos indica el VO2máx de un deportista que van aumentando su carga hasta que intervienen vías energéticas anaeróbicas. A este VO2máx le corresponderá una FC y una potencia de pedaleo o velocidad. Por tanto, la prueba nos indica la FC y la Pot o velocidad que corresponde a nuestro Umbral Anaeróbico.

Así pues, el parámetro fundamental para determinar nuestro estado físico es el VO2máx.  No obstante, algunos estudios indican que el VO2máx viene determinado genéticamente y que el margen de mejora está entre un 15 y un 20%. Un sujeto que no practica deporte o tiene una practica regular, su VO2máx es de 45ml/kg/min aproximadamente. En cambio, un deportista de fondo tiene entre 55-65 ml/kg/min, incluso los deportistas de élite puede llegar a valores como 80 ml/kg/min.

Otro dato preocupante entre los deportistas es su Frencuencia Cardíaca ¿es alta o baja? Varía según el momento pero una manera fácil de determinar cuál sería es mediante la fórmula FCmáx=220-edad. Pero esta no sería válida si queremos determinar nuestro buen estado de salud o queremos tener un alto rendimiento en la temporada. No obstante, la FC disminuye con el entrenamiento aeróbico ya que el corazón aumenta el gasto cardíaco (sangre que necesitamos ante la demanda del organismo) mejorando así el volúmen sistólico(cantidad que expulsa el corazón en cada latido).

De modo que, una prueba de esfuerzo es una herramienta esencial para valorar el estado de condición física, detectar enfermedades cardiovasculares y conocer el nivel de entrenamiento desde donde se parte, tanto deportistas profesionales como aficionados. Nos va a permitir pedalear de manera segura y hacer una planificación a corde a el estado de salud.

Por | 2017-05-05T17:45:11+00:00 junio 13, 2016|Experiencias|Sin comentarios

Acerca del autor:

Deje su comentario

Utilizamos cookies propias y de terceros con la finalidad de elaborar estadísticas y analizar el uso de la página. Marque la casilla si consiente la instalación de cookies con las finalidades expresadas. Puede cambiar su configuración u obtener más información en nuestra Política de cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar